Nu.Q® Vet Cancer Test

Más información

El cáncer es una enfermedad prominente en los perros que afecta hasta al 50% de todos los perros mayores de 10 años. En la actualidad, el diagnóstico del cáncer suele hacerse en una fase tardía de la enfermedad, cuando los signos clínicos se hacen evidentes. La detección temprana del cáncer no sólo puede ayudar a salvar vidas, sino que también puede mejorar la calidad de vida del perro y proporcionarle más tiempo de calidad con su dueño.

Nu.Q® Vet Cancer Test es una herramienta innovadora a disposición de los veterinarios, desarrollada con el objetivo de proporcionar una prueba de detección asequible y accesible para ayudar en el diagnóstico precoz del cáncer canino.

Por lo tanto, recomendamos incluir la prueba de cáncer Nu.Q® Vet como prueba de detección en los controles anuales de bienestar  para perros sanos de edad avanzada (7 años o más), así como para perros más jóvenes (4 años o más) con un mayor riesgo de desarrollar cáncer en sus vidas, como aquellos con antecedentes familiares y / o ciertas razas, por ejemplo, pastor alemán, boxer, perro de montaña bernés y otros.

Heska/scil se compromete a ofrecer las últimas tecnologías líderes en el mercado veterinario a través de la investigación, el desarrollo y las asociaciones estratégicas específicas, con el fin de hacerlas llegar de la manera más urgentes a las manos de todos los profesionales veterinarios. La prueba de detección de cáncer Nu.Q® Vet es precisa, asequible, rápida y no invasiva. Es exactamente, una de esas innovaciones, que creemos que es la solución para un diagnóstico más completo, diferenciado y vanguardista para todos sus pacientes caninos.

Si estás interesado en recibir información comercial, por favor, contacta con nosotros en info-ES@scilvet.com. Por el contrario, si quieres amplicar información sobre aspectos más técnicos, por favor contacta con nuestros especialistas en info-lab@scilvet.com, o bien, cancertest@scilvet.com

 

 

Descripción del producto

Nu.Q® Vet Cancer Test: para la detección precoz de cáncer en perros

El posibilidad de desarrollar un cancer en perros es la misma que en humanos. 1 de cada 4 perros desarrollará la enfermedad a lo largo de su vida. De hecho actualmente, sólo se detectan tumores cuando los paciente ya presenta signos clínicos muy evidentes. Iniciar un tratamiento, bajo estas circunstancias puede poner en peligro el éxito del tratamiento.

El Nu.Q® Vet Cancer Test es un análisis de sangre de cribado muy sencillo, barato y fácil de usar que puede ayudar a diagnosticar cáncer en una fase temprana y permitir iniciar el tratamiento cuando el paciente aún se encuentra en una condición física no comprometida: esto puede resultar decisivo para prolongar la esperanza de vida del perro. 

Por lo tanto, se recomienda introducir la prueba Nu.Q® Vet Cancer Test como parte de la revisión anual de perros mayores y como prueba de detección para perros jóvenes de razas predispuestas como Golden Retriever, Labrador Retriever, Bulldog Francés, Boxer, Beagle, Pastor Alemán, Pastor de Berna, Huskie Siberiano, Rottweiler, Gran Danés, Lobero Irlandés, Deerhound Escocés, Mastín y Flat Coated Retriever.

Nu.Q® Vet Cancer Test: prueba epigenética para identificar sospechas de cáncer en perros

Nu.Q® Vet Cancer Test es una prueba inmunológica epigenética que identifica los niveles de nucleosomas circulantes para la detección precoz de neoplasias malignas.

Los nucleosomas son estructuras fundamentales que permiten que la molécula lineal de ADN se compacte y quede contenida en el núcleo de una célula. Los principales componentes de los nucleosomas son el ADN y las histonas, proteínas implicadas en los procesos de regulación génica, que actúan como "marco" para el enrollamiento del ADN.

Los nucleosomas se liberan al torrente sanguíneo durante los procesos de muerte celular: su concentración, que aumenta durante diversos estados patológicos, incluidos los neoplásicos, puede medirse utilizando anticuerpos monoclonales específicos.

Por tanto, nuestra prueba puede proporcionar información crucial en la detección precoz de neoplasias, utilizando la concentración plasmática de nucleosomas como biomarcador.